Andreu Simn, el corredor con diabetes que acumula victorias: «Correr me ayud tras el diagnstico»

Actualizado

A los 18 años no pierda peso y, sin antecedentes familiares, el diagnóstico. Debe pincharse la insulina a la carrera para que la glucosa los geles entre en sus msculos. «Ahora puedo ver mis niveles de glucosa en el reloj. Antes me pinchaba 10 o 15 veces al día», explicó

Andreu Simn, cruzó la Val d’Aran por la UTMB.UTMB

«En mi casa no haba ningn diabtico, mis padres no lo eran, tampoco mis abuelos. Y yo siempre he llevado una vida saludable, haciendo mucho deporte, comiendo muy sano. Por eso el diagnstico fue tan sorprendente. Losse peso, todo el da tena sed, no me encontré bien y estuve como cinco o seis semanas hasta que fui al medico y me hicieron pruebas. de estrs, simplemente es as. La libertad de correr me ayud despus del diagnstico».

habla Andreu Simón de su enfermedad y para cualquier deportista será difícil gestionarla, la glucosa, la insulina, pero más en su caso: l es corredor de montaña de largas distancias y necesita beber corriendo, comer corriendo y, claro, ahora, pincharse corriendo. Despus de ms de una dcada hacindolo ya est acostumbrado, pero su caso sigue asombrando. Con esa desventaja ha sido campen del mundo con España, ha hecho podios en una de las carreras UTMB, la meca del trail, y ha ganado pruebas como Transgrancanaria, Val d’Aran by UTMB y este mismo diciembre la francesa SaintLyon, de 77 kilmetros , siendo el primer vencedor no galo de la historia. ¿Cómo lo hace? No es fcil.

La diabetes es un dolor en el que el páncreas no produce la insulina necesaria para transformar la glucosa en energía y… Mucha, mucha energía. De la pasta a los geles pasando por las bebidas isotnicas, Simn debe controlar toda la ingesta. «Por suerte en el seguimiento de los niveles de glucosa se ha evolucionado mucho. al da. Ahora llevo un parche, que va conectado al mvil y ste al reloj. El resultado es que cada cinco minutos puedo ver cmo van mis niveles», anota el corredor patrocinado por Asics y Buff que advierte que lo más difícil es mantener esos niveles en raya.

UTMB

«Mis carreras pueden durar ocho, nueve, 10 horas, as que necesito comer, pero cada vez que tomo un gel o una bebida tengo que calcular la insulina necesaria para que la glucosa entre en el msculo y no hay una frmula para hacerlo. No son matemticas, no son dos ms dos. Si hace mucho fro, quiz la insulina no haga efecto. Si estoy muy cansado, quiz haga demasiado efecto. Y as mil variables. Esa incerteza es lo ms duro, no sabes qu pasar», reconoce Simón, que suele pincharse en el abdomen en pleno trote, y que ha vivido situaciones de todo tipo por culpa de la diabetes. En el Mundial de 2019 perdió la medalla por una hiperglucemia, es decir, una subida de azúcar a escasos kilómetros de la meta. Algo antes, de hecho, incluso tuvo que renunciar a un empleo.

El sueño de ser bombero

Desde pequeo haba querido ser bombero, pero cuando empez ha preparado las oposiciones decubri que la diabetes se mejorar una exclusin mdica para entrar en el cuerpo. Hoy en da no es as, pero «un mal control» de la diabetes puede suponer motivo de expulsin y no hay criterios objectivos que definan qu’es «un mal control». En cualquier caso, Simn de momento encara un reto profesional distinto, la dedicación al 100% al trail running, un privilegio reservado a pocos todava.

Técnico de Deportes en el Ayuntamiento de Sant Sadurn d’Anoia, con domicilio en Collbat, cerca de Montserrat, valora pedirse un exceso para dar un impulso definitivo a su carrera a sus 31 años. «El nivel en las carreras de montaa ha subido mucho y hoy en da es muy difcil compaginarlo con otro empleo. Puedo dar ese ltimo paso», finaliza Simn, el corredor que lleva plumas de insulina junto a los geles, un ejemplo para cualquiera que sufra diabetes.

Cumple con los criterios de

El proyecto de confianza

cortar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *